Falsedad

Nota de Ovejañil: Hace un tiempo, contesté a un comentario de whatsapp con un”jeje”. Lo hice de manera inocente: me hacía gracia, pero no sabía qué más añadir a eso.  No obstante, mi colega en cuestión me dijo: “¡Ay! No me pongas jeje. Suena a la típica cosa que pones para quedar bien, pero que está hecho por puro compromiso, ya que te parece una gilipollez”. Me sorprendió y a la vez me pareció que tenía mucho sentido. Supe perfectamente que, si en el cara a cara muchos comentarios esconden una intención oculta, en whatsapp puede ser mil veces más fácil.
Hace poco me he estado viendo películas de Woody Allen (amo a ese asqueroso neurótico ególatra: es demasiado genial)  y me he vuelto a ver Annie Hall. En esta peli hay una parte en la que ponen subtítulos a ciertos comentarios que ocurren en el momento en el que los dos personajes principales están intimando.  Así que unes una cosa y la otra y…

Situación 1: 
ROBERT: ¿Nos vemos entonces a las 5? 😀 [¡Qué ganas tengo de verte! A ver si por fin podemos follar]
MARÍA: [Qué pocas ganas, coño]
ROBERT: ¡Por el culo te la hinco! [Qué gracioso soy ¡Ja!]
MARÍA: jeje [Dios ¿En serio?]
ROBERT: ¿Y qué podemos hacer? [Me sopla una mierda el plan. Yo solo quiero verte desnuda]
MARÍA: Podríamos ir al cine. He visto una peli curiosa [Voy a usarte para ver una peli ya que me da demasiada vergüenza ir sola al cine]
ROBERT: Wow! ¿De qué va? [Me la pela el tema, pero que no se note]
MARÍA: Pues trata sobre el desahucio de una familia inmigrante. Está basado en hechos reales. [La veo básicamente para tener tema de conversación con mis colegas del club de lectura]
ROBERT: Mola [Menos mal que tendré entretenimiento con tu escote: Vaya cosa más coñazo].
MARÍA: Pues nos vemos allí [ni se te ocurra volver a retrasarte como la última vez, payaso]
ROBERT: ¡Allí estaré! [¡Hoy follo!]

Situación 2: 
FERNANDO: Lo he estado pensando. Creo que deberíamos dejarlo. [Uf, no sabía cómo cortar esto. Odio las escenitas. Por aquí fijo que es más fácil]
LUCY: Vaya… [Cobarde]
FERNANDO: Eres estupenda y muy divertida. Pero no siento nada más [Si fueras algo más guapa, me lo pensaba]
LUCY: Ya veo [Vale, no te gusto una mierda. Lo capto].
FERNANDO: Sé que es difícil todo esto [Voy a currarme no quedar como un cabrón, así que me voy a hacer el empático]
LUCY: No importa. Estoy bien. 😉 [No creas que me vas a ver hundida: ni pensarlo]
FERNANDO: Me tranquiliza saberlo [¡Yuju!]
LUCY: ¿Y ahora? [No quiero perderte. Joder, soy una arrastrada]
FERNANDO: Podemos ser amigos [¡Topicazo enviado! Vale, fijo que he quedado fatal, tendría que haber dicho algo más original]
LUCY: Vale [Joder, macho. Ya podrías haber sido más original ¿no? Imbécil]
FERNANDO: Genial. 🙂 [¿Ha colado? O de tan buena es tonta o no le importa. Bah, qué más da. Aquí no ha pasado nada. ¡Circulen, circulen!]
LUCY: Guay [Vale, ésta es una despedida definitiva  ¿Por qué coño me habré enamorado de ti?]

Situación 3: 
MAX: ¿Has visto El Padrino? [Vamos a ver si tienes buen gusto o no]
ELI: Claro. Muy buena. Pero la segunda parte es mejor [No la he visto, odio las pelis de mafia. Sin embargo, he escuchado muchas cosas sueltas de la trilogía y no quiero quedar como una cateta]
MAX: ¡Totalmente cierto! ¿Qué parte te gustó más? [¿Lo dirás porque es lo típico que dice todo el mundo? Ahora lo comprobaremos]
ELI: No es una cuestión de parte, sino de conjunto. Y la segunda parte se hace mucho más llevadera por su ritmo. [Menos mal que tengo a Google. Pero no puedo demorarme mucho en la respuesta, que sospecha]
MAX: Sí, tienes toda la razón [Buen intento. Me has dicho algo y nada a la vez. Meh]
ELI: Oye ¿Te gustan los videojuegos? [cambiemos de tema, por favor]
MAX: No especialmente. [¿Videojuegos? ¡Ni de coña! Esta charla se va a acabar pronto]
ELI: Pues hay videojuegos muy buenos, con una historia increíble. Te podría recomendar alguno [¿Crees que por jugar a los videojuegos soy una cría? Ya bastante me bajas la autoestima con tus insinuaciones. Pero yo valgo, joder. ¡No me hagas dudar de mi valía!]
MAX: Sí, es posible [¿Qué tengo para cenar esta noche?]

Situación 4: 
VERO: He conocido a otro chico [Eres un ligón de cuidado, seguro. Tan atractivo, tan simpático… Ya me han hecho demasiado daño. Paso de seguir conociéndote].
LUCAS: ¿En serio? No me lo esperaba. Me alegro por ti. [¿Qué? Joder, si por fin había encontrado a la chica perfecta, mierda]
VERO: Sí. Es un médico con los pies muy en la tierra [¿Que no te lo esperabas? Yo no me voy con cualquiera ¿sabes? Joder, a saber con cuántas te habrás ido tú]
LUCAS: Me alegro. Te mereces lo mejor [Vale, me rechazas porque no tengo estudios. Ya lo pillo. Mierda, debería volver a estudiar].
VERO: Sí. He tenido suerte [Menos mal que tengo un montón de helado en la nevera. Eso y una maratón de Anatomía de Grey será lo mejor para sobrellevarlo].
LUCAS: Bueno, pues nada ¡Si me hace falta un riñón, te llamaré, a ver si ese médico me puede hacer un apaño! 😛  [Dios, estoy quedando como un puto idiota, debo despedirme cuanto antes. Esto me está afectando demasiado].
VERO: Jajaja, ya [Frivolizándolo todo. ¡Joder! ¿No sabes que estoy hecha una mierda?]
LUCAS: Pues nada [Estoy enamorado de ti]
VERO: Hasta otra [Estoy enamorada de ti]

caa72e577551e38c143e222551dd0039 (1)

Anuncios

2 comentarios en “Falsedad

  1. Todo esto la lo he conocido de antes, es realmente una muy buena exposición de la empatía que sientes y de lo mucho que te has llegado a guardar o lo que has captado que otros se han guardado en estos últimos años y si digo esto no es por molestarse sino porque muchas de estas cosas entre 2012 y 2015 me son muy familiares en lo que nos llevamos conociendo y hablando y viviendo experiencias juntos o hablando sobre ellas. Realmente me ha gustado tu capacidad empática, y algo imaginativa también para poder transcribir esas palabras que se piensan y no se dicen. Con un toque entre humor y tristeza. La verdad, a toro pasado, ya las cosas se ven de otra perspectiva…

    • Cuando escribí estas conversaciones no estaba pensando en ningún hecho de mi vida concreto (todo queda en el subconsciente, imagino), pero bien es cierto que muchos patrones de estas conversaciones se repiten socialmente más de lo que gustaría. Bueno, el caso 4 es el más raro, pero me parecía elegante cerrarlo con algo dulce-amargo. 😛

      Con respecto a la temática de las cosas que se dicen y las que se quieren en realidad decir, hay una peli española llamada Stockholm (2013) que aborda un caso concreto. Aunque los últimos minutos son de lo más predecibles, hay momentos muy buenos. 😀

      De niña no paraba de quejarme de que el ser humano era extraño e incomprensible. Suena a que me hacía la “artista incomprendida” XD, pero más allá de eso, era una excusa para no intentar ver cosas que me disgustaban. Si he sido capaz de ser algo más empática con el paso de los años, eso significa que me he atrevido a mirar de frente a la realidad. Y saberlo me alegra: evolucionar motiva lo suyo. ^_^

Los comentarios están cerrados.